Teatro Alameda Málaga

Producciones Propias

UNA BODA FELIZ

de Gérard Bitton y Michel Munz,
Versión Juan Solo
Dirección Gabriel Olivares
Con Agustín Jiménez, Xabi Franquesa, Manu Badenes, Santiago Urrialde y Celine Tyll
Escenografía: Anna Tusell / Iluminación: Carlos Alzueta / Música: Tuti Fernández/ Vestuario: Anna Tusell / Fotografía y diseño gráfico: Javier Naval / Distribución: Iraya Producciones

Enfrentarme a un nuevo espectáculo es para mí como aprender un nuevo juego (no es casual que en inglés hacer teatro sea play –jugar-). La escenografía, el tablero de juego, la fichas serían los personajes, el texto y la puesta en escena serían las reglas. Quedan por delante muchas semanas para que todas estas incógnitas se revelen y concreten. Conseguir que todos los integrantes del equipo, actores y técnicos, estemos en el mismo “juego”, sé que será mi mayor reto.
En estos últimos tiempos he tenido la suerte de dirigir y adaptar varios texto franceses (Venecia bajo la nieve, Una semana nada más, Arte, La Caja, El Cuarto de Baño) y me ha ayudado a descubrir la riqueza y variedad de las comedias de boulevard francesas.
Uno de los mayores logros del teatro francés fue sacar el teatro de palacios y cortes y contar historias que le ocurrían a la gente de la calle (el término vodevil proviene del francés voix de ville, voz de las ciudades). Personajes de distinta condición y procedencia son colocados bajo un mismo techo para ver cómo se relacionan y ver que insospechadas situaciones surgen entre ellos. Con un planteamiento aparentemente tan simple, la comedia de boulevard francesa se ha hecho un hueco en los teatros de medio mundo.

el término vodevil proviene del francés voix de ville, voz de las ciudades

Un Matrimonio Feliz es un nuevo ejemplo del talento francés para crear comedias que saben llegar al público. Los ingredientes: cinco personajes bien diferenciados que ocultan más de lo que muestran, un detonante que creará una situación delirante y unos diálogos ágiles y certeros. El enredo está servido. Espero que lo disfruten.

Gabriel Olivares